imc pr.indymedia.org Castellano | English Centro de Medios Independientes de Puerto Rico
Quiénes somos Contacto Boletín Calendario Publicar
white themeblack themered themetheme help

Categorías

Temáticas
Comunidades
Ecología
Política
Guerra
Educación
Economía
Medios
Culturas
Diáspora
Vieques
Caribe

Zonas
Puerto Rico
Internacional

Cobertura Especial
Venezuela Bolivariana

Coopera





Red CMI:

sitio global
www.indymedia.org

proyectos
biotech
impresos
oceanía
radio
radio en vivo
tv satelital
video

áfrica
ambazonia
canarias
estrecho / madiaq
kenya
sudáfrica

américa latina
argentina
bolivia
brasil
chiapas
chile
chile sur
valparaiso
santiago
colombia
ecuador
méxico
perú
puerto rico
qollasuyu
rosario
sonora
tijuana
uruguay
venezuela

asia
india
jakarta
japón
manila
qc

canadá
hamilton
maritimes
montreal
ontario
ottawa
quebec
thunder bay
vancuver
victoria
windsor
winnipeg

estados unidos
arizona
arkansas
atlanta
austin
baltimore
boston
bufalo
carolina del norte
charlottesville
chicago
cleveland
colorado
danbury, ct
filadelfia
hawaii
houston
idaho
ithaca
kansas
los ángeles
madison
maine
michigan
milwaukee
minneapolis/st. paul
nueva jersey
nuevo hampshire
nuevo méxico
nueva orleans
north texas
ny capital
nyc
oklahoma
pittsburgh
portland
richmond
rochester
rocky mountain
rogue valley
san diego
san francisco
san francisco bay area
santa barbara
santa cruz
seattle
springfield
st louis
tallahassee-red hills
tennessee
urbana-champaign
utah
vermont
washington dc
western mass

europa
alacant
alemania
andorra
anveres
atenas
austria
barcelona
bielorrusia
bélgica
belgrado
bristol
bulgaria
croacia
chipre
escocia
estanbul
estrecho
euskal herria
galicia
grenoble
holanda
hungría
inglaterra
irlanda
italia
la plana
liege
lille
madrid
malta
marseille
napoli
nantes
niza
noruega
oost-vlaanderen
paris
polonia
portugal
praga
reino unido
rumania
rusia
st. peterbsburgo
suecia
suiza
tesalónica
torun
ucrania
west vlaanderen

medio oriente
beirut
israel
palestina

oceanía
adelaide
aotearoa
brisbane
jakarta
manila
melbourne
perth
quezon city
sydney

proceso
discusiones
fbi/legal al día
faq
listas de correo
documentación
técnico
voluntarios

Versión imprimible - Enviar por correo-e este artículo

Armas no letales
by Carmelo Ruiz Thursday November 06, 2003 at 07:22 AM
carmelo_ruiz@yahoo.com PUERTO RICO

Las fuerzas represivas en los países industrializados se están inclinando hacia lo que eufemísticamente se conoce como armas “no letales”.

AHORA SON LAS ARMAS “NO LETALES”

Carmelo Ruiz Marrero
Semanario CLARIDAD, Puerto Rico


Las fuerzas represivas en los países industrializados se están inclinando hacia lo que eufemísticamente se conoce como armas “no letales”. No es que estas armas sean inofensivas, es sólo que matan de vez en cuando. De este modo, la discusión pública sobre la represión se desvía de cómo eliminarla hacia cómo hacerla más aceptable socialmente.

Estos armamentos no se usan para la guerra, sino para “neutralizar” la disidencia doméstica. A medida que desintegración social y la desigualdad económica van en aumento, los estados han formado unidades paramilitares especiales para reprimir toda manifestación de descontento, ya sean motines o marchas de protesta. Alemania tiene el Grenz Schutz Gruppe, Francia tiene la Gendarmerie Nationale, Italia tiene los Carabinieri, en Inglaterra está el Special Patrol Group, en Estados Unidos el famoso SWAT, y en Puerto Rico la Fuerza de Choque, y ya se está hablando de establecer aquí una “unidad de antiterrorismo”.

Algunos empresarios ven este cuadro como una gran oportunidad de lucro y han desarrollado lo que se podría llamar un complejo policial militar, que incluye desde presidios privatizados hasta equipo para fuerzas de seguridad interna. Las mayores corporaciones armamentistas ya tienen lucrativas divisiones dedicadas a equipo paramilitar y de seguridad doméstica. Las armas para acabar con la disidencia interna son increíblemente baratas en comparación armas convencionales, como tanques, aviones y barcos.

No son nada nuevo

Las armas “no letales” no son nada nuevo. En 1972 la Fundación Nacional de las Ciencias de Estados Unidos publicó un informe sobre armas no letales en el que ennumeró 34 armamentos distintos, incluyendo armas químicas, chorros de agua electrificada, combinaciones de luz y sonido para desorientar personas, ondas subsónicas, fusiles que disparan jeringuillas cargadas de sedantes, pociones malolientes para dispersar multitudes, sustancias resbaladizas que convierten superficies pavimentadas o de concreto en áreas inaccesibles, etcétera.

En esa década, la British Society for Social Responsibility in Science advertía sobre el desarrollo de nuevas tecnologías de represión. En 1977 publicó The Technology of Political Control, un informe dedicado a analizar y advertir acerca de una nueva categoría de tecnologías cuyo propósito es mantener el control social y político, que incluyen desde el monitoreo de disidentes y el control de multitudes hasta tecnologías de interrogatorio y métodos de doblegar a prisioneros.

Desde la publicación de estos dos informes, se han hecho realidad toda una gama de armamentos “no letales”, como por ejemplo: escudos y batones con cargas eléctricas, químicos que irritan la piel, balas de plástico y goma, y jeringuillas disparadas por aire comprimido.

Balas de plástico y goma

Aún si no matan, estas armas pueden cegar, herir seriamente y/o desfigurar a sus víctimas. Tomemos el caso de las balas de plástico, originalmente inventadas por los ingleses para disciplinar a los nativos de sus colonias en Hong Kong y otras partes de Asia. Para las autoridades inglesas, las balas de plástico eran demasiado terribles para usar contra los propios ingleses, pero cambió de parecer en 1985, cuando las comenzó a distribuir a sus fuerzas policiales. Ahora se usan en Estados Unidos, Argentina, Suráfrica, Israel y China.

¿Cumplen las balas “no letales” de plástico o de goma alguna función humanitaria? En 1972 un grupo de cirujanos de Belfast, Irlanda del Nort,e reportó que de 90 pacientes que buscaron ayuda médica después de ser impactados por balas de goma, 41 necesitaron ser hospitalizados. Las heridas incluyeron: tres cráneos fracturados, 32 fracturas de la nariz, quijada y otras partes de la cara, ocho ojos lacerados (resultando todos en ceguera), tres casos de daño severo al cerebro, siete casos de pulmones heridos, y un caso de daño al hígado, bazo e intestino. En resumen: una muerte, dos personas ciegas de ambos ojos, cinco con severa pérdida de visión en un ojo, y cuatro con sus caras severamente desfiguradas.

En respuesta al repudio moral causado por las balas de goma, las fuerzas inglesas cambiaron a balas de plástico en Irlanda del Norte para 1975. Pero en 1983 el periódico inglés Lancet reportó que las balas plásticas son peores aún que las de goma, que hacen más daño al cráneo y cerebro y causan más muertes.

Armas químicas

Las armas químicas no son del uso exclusivo de Bin Laden y Saddam Hussein. En Estados Unidos se usan armas químicas contra los ciudadanos. Nos referimos al gas pimienta, cuyo uso es prohibido en la guerra por la Convención contra Armas Biológicas y Tóxicas de 1972, pero permitido para usos de seguridad interna.

Exposición a gas pimienta puede provocar una ceguera que dura de 15 a 30 minutos, una quemazón en la piel por 45 a 60 minutos, y espasmos que causan tos incontrolable que hace difícil hablar o respirar por 3 a 15 minutos. En 1993 el Ejército de Estados Unidos anunció que el gas pimienta es tóxico a los pulmones y al cerebro, carcinógeno, y posiblemente mortal.

Lo último en la avenida

La mayor parte de la investigación y desarrollo de armas “no letales” en Estados Unidos actualmente toma lugar en los laboratorios federales Lawrence Livermore, Oak Ridge y Los Alamos. Según un informe del Parlamento Europeo, estos laboratorios están desarrollando:

* Generadores de ultrasonido que afectan el oído interno, causando así náusea, desorientación, vómito y hasta defecación involuntaria. Estos sistemas usan dos bocinas, lo que les permite triangular posiciones específicas y dirigir sus ondas a individuos particulares en una multitud.

* Luces parpadeantes que desorientan,

* Pistolas que disparan una espuma pegajosa que se expande 30 a 50 veces al secarse, para paralizar personas y dejarlas pegadas al piso.

En el sector privado tenemos a American Technology Corp (http://www.atcsd.com/), que, según un reportaje de New Scientist, ha desarrollado un “acoustical heterodyning technology” que dispara ondas de ultrasonido. Quienes reciban estas ondas oirán mensajes de audio viniendo de la nada.

HSV Technologies (http://www.hsvt.org/) está perfeccionando un “stun gun” que dispara un rayo en la frecuencia ultravioleta que puede paralizar una persona a una distancia de 330 pies. El rayo ultravioleta crea un tramo por el cual viaja una carga eléctrica de 100 hertz. Con 25 miliamperes, este rayo puede hacer que los músculos de una persona se contraigan involuntariamente, impidiendo que se mueva. Quizás no sea letal, pero sí lo es si le suben el poder a 250 miliamperes.

Cuando le añadimos a estas armas “no letales” las nuevas tecnologías de monitoreo reseñadas en semanas recientes y la totalitaria Ley Patriótica (Patriot Act) de Estados Unidos, podemos reconocer entonces los contornos del nuevo estado policial del siglo XXI.


-Publicado el 8 de febrero 2002


MAS INFORMACION:

Joint Non Lethal Weapons Program
http://www.jnlwd.usmc.mil/


add your comments


© 2003-2010 Centro de Medios Independientes de Puerto Rico. CopyLeft: Todo el contenido aquí publicado es de libre impresión y redistribución a través de internet o por otros medios y foros, siempre que no se haga un uso comercial y que el autor/a no especifique lo contrario. Favor de citar la fuente. Las opiniones vertidas por los visitantes o colaboradores en el sitio pueden no reflejar los principios de unidad del Centro de Medios Independientes de Puerto Rico. Usamos software libre sf-active v0.9.2 Descargo | Política de privacidad